sábado, 27 de noviembre de 2010

Motörhead - The World is Yours (crítica)



Motörhead, o mejor dicho Lemmy, tienen la licencia necesaria para hacer lo que les de la gana. De roadie de Hendrix a estrella del rock hay un largo camino pero el estático bajista y cantante de la banda se ha ido labrando una reputación más que justificada por todo lo que le ha aportado al rock. En este nuevo disco es más que probable que repitan esquemas, melodías y actitud pero ya os adelantamos que es lo mejor que han grabado en los últimos diez años.


Born To Lose 


El inicio ya nos mete en un trabajo con un sonido muy de la época de Eddie "Fast" Clark. La voz de Lemmy suena clara, la batería es un cañón y el tema es, simplemente, perfecto. Tiene todo lo necesario para ser otro clásico de la banda.


I Know How To Die 


Riff brutal y sleazy para este segundo corte. Me sigue recordando a los mejores tiempos de la banda y el tema tiene un toque a lo Kill by Death bastante interesante. 


Get Back In Line 


Inicio de la batería a lo Stay Clean para un tema muy al estilo de los Ramones. Tema festivo, interesante y con mucha pegada. Podría ser un buen single para este disco.


Devils In My Hand 


Ritmo mucho más moderno, dentro del estilo de la banda, el tema se parece a lo mejor de Another perfect day. Vacileo de Lemmy para otro tiro a la cabeza.


Rock N Roll Music 


El tema dedicado al rock no podía empezar mejor. In crescendo se nos va metiendo en un tema con muchas pinceladas del rock de los años 50. El desarrollo es simplemente perfecto.


Waiting For The Snake 


Riff muy distinto a todo lo que ha hecho la banda con anterioridad, casi entronca con el metal más actual. Lemmy mantiene el tipo para un tema que sorprende por su calidad y por lo que tiene de "innovador" para el grupo.


Brotherhood Of Man 


Uno de los mejores temas del disco sin duda. El inicio es bastante machacón y oscuro, el desarrollo es más metalero que en otras ocasiones recordando un poco a Dio. Lemmy canta con una voz grave lo que le da a la canción otro matiz. El tema va poco a poco subiendo hasta el estribillo, simplemente perfecto.


Outlaw 


Leña al mono que es de goma. Dee a la batería trabajando al 100%, Campbell con un riff matador y  Lemmy amoldándose al metal más actual. Todo lo anterior supone un nuevo avance y una positiva noticia para los que les acusan de hacer siempre lo mismo. Gran resultado.


I Know What You Need 


Motörhead 100% y poco más hay que decir. Tiene el descaro de No Class y algunos toques de Iron fist. ¿Se puede pedir más?


Bye Bye Bitch Bye Bye 


El tema que cierra el disco es un rock and roll básico a lo Chuck Berry pero pasado por el tamiz inconfundible de Lemmy y los suyos. Tema para los conciertos y genial.


Lo que más me sorprende de Motörhead no es sólo que lleven ya más de 30 años en esto sino que sigan reinventándose. Muchos otros se limitan a tocar los clásicos y listo. Ellos no, ellos no paran de hacer conciertos e intentan cumplir con su compromiso de hacer un disco cada 2 años. Honestidad, buen rock, actitud y una filosofía de vida. Lemmy lo ha vuelto a bordar y éste será uno de los discos de 2011. Antes de que se edite sólo nos queda acudir a los conciertos de la banda en diciembre. Larga vida a los Motor.

1 comentario:

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

Google reader

Add to Google Reader or Homepage