domingo, 1 de agosto de 2010

Rush, Beyond the Lighted Stage (comentario)


Es posible que hayas escuchado que Rush también tienen su documental en DVD. La garantía de estar dirigido por los mismos que hicieron Flight 666 con Iron Maiden nos hacía pensar que éste iba a ser igual de bueno pero nada más lejos de la realidad. Con Rush ha pasado algo muy curioso, tras más de tres décadas en la música ahora resulta que todo el mundo los conoce y a todo el mundo les gustan.

El que os escribe, que escucha al grupo desde el 85 tras descubrirles en el disco Hear n´ Aid de Dio, ha visto cómo en estos 25 años el grupo se ha ido renovando, cambiando y ganando fans, lo que me alegra, pero, volviendo al tema, eso no significa que un documental tenga que explicar la historia del grupo en 90 minutos y que haya que correr para pasar por alto discos como Counterparts o Presto.




Comprendo que más de 90 minutos se puede hacer pesado pero lo mismo ocurría con Maiden  y se nos metía hasta prácticamente en el baño de los músicos. En este documental, por ejemplo, no hay ni una sola entrevista a tres, cada músico habla por su lado y casi lo único que se saca en claro es lo seco que es el batería Neil Peart y cómo Alex y Geddy son amigos del colegio.

Esto parece más un especial de VH1 con fotos inéditas que un documental hecho a conciencia. Para los que no conocen el grupo, como puede ser tu prima, pues se enterará de la historia del grupo de una forma rápida y clara. Si eres fan sólo te interesarán unos 10 minutos del DVD, sólo en los que puedes ver imágenes del grupo en sus inicios y quizás la opinión de gente como Gene Simmons, Vinnie Paul y demás. Lo que podría haber sido un gran documental se queda en un quiero y no puedo. Lamentable.

No hay comentarios:

Google reader

Add to Google Reader or Homepage